Música

 

A través de la audición musical y la manipulación de pequeños instrumentos de percusión, los niños conseguirán sentir la música y gozar de ella sin necesidad de comprenderla.

La Educación Musical desarrolla la concentración, la memoria y la capacidad cognitiva, trabaja las habilidades para el canto, el sentido del ritmo y el melódico, favorece la expresión corporal y la coordinación motriz, aumenta la concentración y la capacidad para resolver problemas, favorece la sociabilidad, desarrolla la creatividad y la imaginación, ayuda a la comprensión de las relaciones matemáticas y al aprendizaje de otros idiomas. Aprenderán un nuevo lenguaje -el de la música- y cómo expresarlo a través de un instrumento.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de privacidad más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar